“The Purple Cow”

purple-cow

¿Alguna ves has pensado que las cosas que ahora son comunes para nosotros algún día fueron consideradas como lo más moderno e innovador?

De esto mismo se trata el libro “The puple cow” de Seth Godin. El libro escogido para leer esta semana en el cual el autor durante su prólogo narra la experiencia que tuvo de vacaciones por Francia junto a su familia.

Cuando iban de vacaciones de camino por la carretera veían muchas vacas a los lados en sus respectivas granjas; cosa inusual en el lugar de donde ellos venían. Pensaban que todo eso era nuevo y maravilloso. Pero después de unas horas les pareció aburrido el ver a tantas vacas y dejaron de prestarle atención. Simplemente asumieron que las vacas estaban allí pero dejaron de darles importancia porque ya las habían mirado mucho.

Es exactamente lo mismo que el autor quiere explicar en su libro. En él cuenta cómo es que muchas empresas inician en el mercado como algo nuevo e innovador pero después de un tiempo se torna común o aburrido. Al igual que en el caso de las vacas, si una de esas vacas durante el viaje hubiera sido morada Seth Godin le hubiera prestado atención de inmediato y alabado la idea de que fuera un tipo de granja diferente. Inclusive puede que hubiera detenido el auto por quedar impactado con su inusual color.

“Purple cow” es un concepto ideado por el autor tomando lo anterior como referencia. Muchas veces nuevas empresas se forman tomando un segmento saturado y un producto muy vendido solamente porque es lo que el dinero clama.

¿Pero porque seguir con el mismo proceso y el mismo producto hasta llegar al punto en que las personas se saturen de lo mismo una y otra ves?

Es así como se pierden clientes y por supuesto ganancias. Los consumidores cuando ven algo que quieren pero que lo venden muchas compañías a la vez asumen que todas son exactamente lo mismo y se van por el más barato o el que ofrezca más. En cambio sí inicias con la estrategia de la Vaca Morada o “Purple Cow” en inglés, serás algo novedoso y espontaneo que los consumidores no podrán rechazar. Es algo parecido a la estrategia del océano azul con la diferencia de que en este tipo de estrategia no tienes un producto único si no un producto con mucha competencia y gran variedad de mercado.

Un ejemplo exitoso que el libro presenta es el mercado de la comida congelada que ahora es muy común consumir. Pero que en los años de los 80´s era algo nuevo nunca antes visto. ¿Cómo competir contra eso? Otras compañías iniciaron con nuevos productos de ese mismo mercado hasta el punto de saturarlo. Lo que comenzó como la iniciativa de pizza congelada termino por ser un buffete de productos congelados o comida instantánea. Pero si miras bien, todos venden.

Lo interesante del término “Purple Cow” es como el autor indica no solo aplica con pizza, si no con todo lo que existe en tu casa, inclusive con la aspirina. Imagina lo divertido que debió haber sido para la primera persona en comer una pizza congelada o lo satisfactorio que fue para la primera persona en tomar una aspirina. Esos eran productos que todas las personas necesitaban o querían justo en ese momento, un producto accesible y beneficioso.

“Inventa un producto que todo mundo quiere, promociónalo a las masas, y gana un montón de dinero.” –Kraft Foods.

Pero lo importante aquí es lo que plantea el autor, ser el primero en vender comida congelada es una gran idea, ser el primero en vender aspirina es una buena idea. Pero ser el siguiente competidor en vender pizza congelada o aspirina no es tan buena idea como parece. Para eso es necesario seguir diversos pasos que a la larga podrían ser contraproducentes como invertir gran cantidad de dinero en publicidad o mercadotecnia, conseguir un mercado fiel, diferenciarse de la competencia, etc.

Por eso se debe escoger un producto en donde no existan muchas vacas blancas y negras con las cuales competir.

Aun así hay que tener en cuenta que existen miles de productos que están en el mercado hoy en día pero que por ser ya muy conocidos no sabemos diferenciar entre marcas. La de la pizza congelada y la aspirina son solo ejemplos comunes, pero las laptops o los teléfonos celulares son los productos que van en picada hasta ese tipo de catástrofes. Existen muchas laptops y muchas marcas a la vez. Pero algún día quedaran unas cuantas reconocibles y las demás se irán perdiendo porque deben estar en constante innovación para diferenciarse. Al igual que los teléfonos celulares, existen compañías telefónicas que se fueron extinguiendo tan solo en estados unidos por la gran competencia existente.

Para poder seguir adelante hay que saber aceptar algunas cosas importantes en la mercadotecnia que en ocasiones los empresarios nuevos en ciertos mercados no toman en cuenta.

Esta es la verdad acerca de la mercadotecnia de cualquier tipo de producto:

  • Hay que aceptar que no todos pueden comprar tu producto. Siempre habrá áreas en que no se pueden incursionar porque simplemente no pueden pagar o no desean comprar. No se puede vender de todo a todos.
  • Si la audiencia a la que vas dirigida no puede comprar el producto que ofreces a ese precio entonces no tienes un mercado.
  • Si tu audiencia no tiene tiempo para escucharte o no quiere aclamarte entonces en ese mercado eres invisible.
  • Y por último si tu audiencia se toma el tiempo de escucharte, pero deciden que no quieren comprarte entonces simplemente no lo estás haciendo bien.

Para poder incursionar en un mercado existente se deben tomar dos variables de tus consumidores o de tu audiencia que es el tiempo y la decisión. La primera es la oportunidad que tienen para escuchar y reconocer tu producto, la segunda es la energía que se toman para escucharte y comprarte.

Numerosos nuevos estudios confirman lo siguiente, las nuevas generaciones están más reacios a la publicidad en masa y no prestan tanta atención a mercados que ya están saturados de lo mismo y lo mismo. Los milenialls por ejemplo buscan más el tipo de producto que sea personalizado o exclusivo.

Entonces debes saber qué es lo que las personas en realidad quieren o necesitan y ser el primero en crearlo. Ser siempre una vaca morada para no quedarse olvidada en la carretera de la competencia y estar siempre en constante movimiento.

¿Ahora que ya sabes el término de Purple Cow, que otros tipos de productos logras reconocer que algún día fueron innovadoras pero que hoy son comunes en el mercado?

vaca morada

Anuncios

2 comentarios en ““The Purple Cow”

  1. Pingback: “Las 22 Leyes inmutables del Marketing” | cgbooks

  2. Pingback: “Las 22 Leyes Inmutables del Marketing” Segunda Parte | cgbooks

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s